20 DIC 2015

Pabellón de Chile en Expo Milán: Llevar la madera al límite

Un encuentro con arquitectos de la Región del Bío Bío sostuvieron Sebastián Mallea, arquitecto de la oficina a cargo del diseño del pabellón que representó a Chile en la Expo Milán 2015, y el constructor italiano Natale Albertani, cuya empresa levantó en terreno la estructura de 2.000 metros cuadrados, construida casi íntegramente en madera.

En la oportunidad, expusieron en detalle el proceso de traslado y construcción de la edificación que representó a nuestro país en este evento mundial, desarrollado entre el pasado 1 de mayo y el 31 de octubre de este año, en Italia.

Bajo el concepto “El Amor de Chile”, el pabellón recibió a más de un millón 200 mil personas, quienes realizaron un recorrido por la diversidad culinaria de nuestro país, conocieron procesos productivos locales y la cadena de afecto con la que se realizan, según explicó Sebastián Mallea, uno de los arquitectos que diseñó el proyecto.

“Es la primera vez que trabajamos en un edificio íntegro de madera y además concebido como un mecano, que se arma y desarma. Fue divertido armar la idea de un edificio que teníamos que subirlo a un barco, llevarlo a Italia y después volver a traerlo a Chile”, comentó.


Equipos multidisclipinarios

Mallea resaltó que todo el trabajo se realizó por medio de equipos multidisciplinarios muy completos donde todos aportaron con su conocimiento y que contaron con el apoyo de Arauco que, además de los materiales, prestó asesoría con la ingeniería y en buscar a la mejor persona para construir las vigas en Italia.

Fue Natale Albertani quien estuvo a cargo de laminar la madera y dirigir el montaje en Italia. “Participar de esta idea fue una gran experiencia, que además tenía que desarrollarse en un tiempo acotado; es maravilloso tener un resultado exitoso como el que tuvimos”, dijo el profesional italiano.

Satisfecho de la participación de la compañía, Francisco Lozano, gerente de Innovación de Arauco, afirmó que “haber sido parte de Expo Milán fue un orgullo y una oportunidad para poner en valor la madera chilena y, además del material, pudimos mostrar los esfuerzos que estamos haciendo para lograr que Chile sea un referente en construcción con este recurso sustentable”.


Build and design

El arquitecto Víctor Lobos del Fierro, destacó la presencia de Arauco como actor destacado dentro del diseño y construcción del pabellón, “ya que está brillantemente resuelto”. Señaló que “fue una muy buena idea incorporar a alguien que conoce de cálculo estructural en Italia, trabajando a través de un modelo de build and design de mucho éxito en casos concretos como estos”.

Sobre los usos de la madera agregó que “hace años que incorporo la madera en mis diseños y recuerdo que la primera vez que la incorporé fue la madera libre de nudos. Hoy Arauco desarrolla una cantidad de tecnologías en sus placas, tanto para el diseño de exterior e interior que a los arquitectos nos dan un montón de posibilidades que hace 20 años atrás no existían”.


Pabellón sustentable

El pabellón de Chile en la Expo Milán obtuvo la distinción Silver en la categoría Arquitectura y Paisaje, entregada por el Bureau Internacional Exhibitions.

El diseño fue encargado al reconocido arquitecto Cristian Undurraga y fue construido con maderas originales de nuestro país, elaboradas en plantas de Aserradero de la empresa Arauco, las que salieron el año pasado desde el Puerto de Coronel con destino a la capital lombarda.

La estructura destacó también por ser carbono neutral, lo que se logró mediante el uso de Certificados de Reducción de Emisiones de Arauco –a través de sus proyectos de energía limpia y registrados bajo el Protocolo de Kioto- y una forestación icónica en la Patagonia por parte de la Fundación Reforestemos Patagonia.
Productos nacionales y presencia local

La propuesta de Chile estuvo enfocada hacia la promoción y difusión de la cultura, productos y tecnologías locales, incentivando el turismo e intercambio comercial. En esa línea y tratándose de novedades culinarias, en el stand chileno los visitantes pudieron conocer “+Maqui”, bebida elaborada por Arauco en base al maqui, fruto autóctono con altas propiedades antioxidantes. Superando todas las expectativas, más de 11 mil unidades fueron comercializadas en Expo Milán.

Además, el pabellón contó con un restaurante que estuvo abierto al público, en el que se ofrecía a los visitantes un menú tradicional chileno, preparado por el destacado asesor gastronómico, Rodolfo Guzmán.

Quienes degustaron los crudos valdivianos o el tradicional pastel de choclo lo hicieron en representativas piezas de artesanía local, entre las que destaca la alfarería de Quinchamalí.

Se trata de 1.700 piezas de vajilla, principalmente platos y jarrones, hechas por artesanas de esta localidad de la Provincia de Ñuble, en la Región del Bío Bío.

Desde el 2004, Arauco ha apoyado a las artesanas de Quinchamalí, primero, a través de la construcción de un Centro de Exposiciones y capacitaciones realizadas como parte del entonces proyecto Nueva Aldea, y actualmente, a través de los programas de desarrollo local impulsados por la compañía en la zona. (EMC)

06 SEP 2015

+ Maqui, bebida natural y antioxidante hecha en Chile

Aprovechando los múltiples beneficios que tiene para el organismo el maqui, Innovarauco, la unidad encargada de promover la innovación dentro de Arauco, sacó al mercado la bebida + Maqui, la primera de una serie de productos a partir de esta fruta nativa de alto poder antioxidante, con la cual aspiran liderar el mercado de salud y bienestar en el país.

Esta bebida es un proyecto que busca, en paralelo, la creación de valor compartido a través de la participación comunitaria en su génesis y entregar al mercado una innovadora oferta que incorpora todos los beneficios funcionales y nutricionales del maqui, berry que sólo crece en el sur de Chile y que estudios indican como la fruta con mayor poder antioxidante en el mundo, lo que hace de + Maqui una suerte de súper berry, que ayuda a cuidar y mantener el cuerpo sano.

En conversación con Innovación.cl, el gerente de Innovarauco, Francisco Lozano, explica que + Maqui es el fruto del Programa de Innovación que tiene la compañía, que se puso el desafío de agregarle valor al bosque nativo que existe en nuestro país. “Se inserta dentro de una serie de iniciativas innovadoras que tiene Arauco, las que están relacionadas con diversos productos forestales”. En el caso de + Maqui, explica que estamos en presencia de un fruto que tiene un valor en sí mismo dadas sus propiedades antioxidantes, “a las que le generamos un valor agregado con esta bebida que entrega bienestar y salud y que, además, se explota de manera sostenible de la mano con las comunidades de donde se saca”.

El proyecto surgió el año 2011, cuando la compañía detectó una alta presencia de maqui en los terrenos de bosque nativo de la firma. Francisco revela que se dieron cuenta que contaban con un activo de alto valor que era necesario capturar de forma sustentable y con apoyo de la comunidad. Asegura que en Chile se cosechan entre 300 y 500 toneladas al año y que Arauco tiene mucho más que eso. A modo de ejemplo, revela que solo en una zona muy acotada el año pasado se recolectaron cerca de 90 toneladas.

Con esos antecedentes se plantearon la necesidad de desarrollar la bebida, siempre con el foco en promover una recolección sustentable y amigable con el medioambiente. Con ese fin desarrollaron un prototipo de modelo de negocio en que los recolectores también sean parte de esta creación de valor. “Hicimos varias pruebas en el trabajo de recolección, se capacito a la gente que participa en la recolección con la idea que ellos también les vaya bien.

LA BEBIDA NATURAL DEL FIN DEL MUNDO

No obstante los creadores de +Maqui están conscientes de los beneficios que tiene para la salud el maqui, no basta con que ellos sepan esto, sino que el trabajo mayor consiste en generar mercado para el maqui y esta bebida que según Francisco, entrega salud y bienestar. “La llamamos la bebida del fin del mundo y tiene dos versiones: una normal y otra light, que tras su lanzamiento ha gustado mucho a los que las han probado en los puntos de venta donde se comercializa”, revela. Actualmente se puede encontrar en las regiones Metropolitana y de Valparaíso; en los Pronto Copec, en el Outlet del Vino, la Cava La Reina y algunos restaurantes. Explica Francisco que en esta primera etapa el objetivo ha sido desarrollar una prueba de mercado y validación, que ha sido todo un éxito. Dice que van paso a paso y en marzo próximo iniciarán un plan de expansión que a fin de año tendrá a +Maqui en muchas más regiones del país.

Hoy, el producto lo comercializa Arauco y están evaluando el modelo actual para su escalamiento. Además, ya enviaron las primeras muestras a Estados Unidos y América Latina y pronto se instalaran en el Centro de Innovación UC.

A través del tiempo el Maqui ha sido utilizado para tratar diferentes problemas de salud, incluyendo la presión arterial y la diabetes. También se ha demostrado ser eficaz para el tratamiento de diversas afecciones de la piel. Estudios científicos han demostrado que su poder antioxidante mejora la salud de la piel, previniendo su envejecimiento, además de ser un eficaz controlador de peso ya que acelera el metabolismo por lo que favorece el control del azúcar. Por eso, +Maqui puede ser un excelente aliado.

08 ABR 2015

Francisco Lozano: “La madera es el material del futuro”

Así lo asegura Francisco Lozano, presidente de Madera21 y gerente de Innovación de la empresa forestal Arauco.

(Corma) Convencido de que la madera “es el material del siglo XXI”, Francisco Lozano ha centrado su gestión a la cabeza de Madera21 en sentar las bases normativas para que se aumente la construcción en este material en Chile. Habiendo dado importantes pasos en esta materia, el ingeniero civil industrial adelanta los principales desafíos que el ex Centro de Transferencia Tecnológica de la Madera (CTT) aborda en la actualidad: promover la creación de una industria secundaria de la madera que provea de soluciones constructivas eficientes, generar la primera normativa para la construcción de mediana altura con este material y comprometer al resto de las empresas del sector en dichos esfuerzos.


¿Cuál es la situación del uso de la madera en la construcción en Chile?, ¿Cuál ha sido la evolución en los últimos años?
Hoy lo que nosotros visualizamos es que la madera en la construcción se utiliza más: hemos visto una evolución positiva en los últimos 10 años donde se subió desde una participación cercana al 12% ó 13% en construcción a aproximadamente 20%. La madera es un material que empatiza mucho con los usuarios finales, con el mundo de la arquitectura, pero no tanto con la construcción, donde nos gustaría estar sobre el 50%.


¿Cuál es la realidad en otros países forestales como el nuestro?
Desconozco el caso de Rusia o Vietnam, que tienen mucha madera y quizás la utilizan menos, pero en general se da que teniendo oferta y productos la industria se tiende a desarrollar más, es el caso de Estados Unidos, Canadá, Australia y Nueva Zelandia, donde se construye sobre el 90% de las casas en madera.


¿Por qué no se construye más en Chile con madera?
Chile es reconocido a nivel mundial por su desarrollo de la industria forestal, sin embargo, no somos un referente como Canadá, Estados Unidos, Australia o algunos de Europa con construcción bastante más sofisticada en madera y yo creo que ese el desafío: Por un lado aumentar el uso de la madera en el mundo de la construcción, ya sea habitacional, comercial o industrial pero a su vez empezar a ser un referente en la industria secundaria.


¿Qué se puede hacer para que se construya más en madera?
Por un lado tienen que haber soluciones constructivas eficientes y ofertadas al mercado, además deben existir industrias que las elaboren, pero también debe existir una gran cantidad de profesionales del mundo de la arquitectura y la ingeniería que confíen en la madera. Ahí también hacemos un llamado al resto de las empresas forestales a que se sumen a este esfuerzo. Chile es un país que tiene muchos empresarios grandes, medianos y pequeños, y para todos es un anhelo que se construya más en madera.


¿Cuál es el espíritu con que se creó Madera21 hace 14 años?
Cuando esto comienza venía de lo que se llamaba en aquel entonces el Comité de Aserraderos de CORMA y le quisimos dar un carácter más comercial que de producción, es decir, dar con la fórmula para generar las condiciones para que se construyera más en madera en Chile.


¿Cómo lograron concretar lo que entonces sólo era un proyecto?

Es un esfuerzo que se ha ido perfeccionando. En los primeros años nos centramos en generar la normativa adecuada para que aumentara la construcción con madera, por lo que se desarrollaron manuales y otros elementos que permitieron generar confianza en torno a este material. Entre 2010 y 2011 fijamos las directrices para los próximos cinco años, donde nos focalizamos en investigación aplicada en edificación en altura, fuerte difusión de la Semana de la Madera y capacitación en las escuelas técnicas. Lo que ha pasado es que cada una de estas áreas ha ido tomando mucha profundidad en lo que hace.


¿Cuántas empresas participan y de qué rubros son?

Hoy son 15 socios. Participan empresas del sector universidades, proveedores de materia prima, entre otros.


¿Cuáles considera han sido los principales logros del centro en estos años y por qué?
Aquí hay bastante que destacar comenzando por la actualización de la normativa para la madera y tableros para la construcción y proyectos Fondef (Fondo de Fomento al Desarrollo Científico y Tecnológico) que hicimos sobre envolventes, tabiques ventilados y soluciones tecnológicas para construir en madera. Hace algunos años presentamos un proyecto sobre puentes de madera postensada al Ministerio de Obras Públicas y esperamos que pase al manual de carreteras para que se pueda licitar en función de eso. En resumen, podemos decir que hemos logrado actualizar casi todas las normas y generamos las bases de conocimiento para que se construya en madera y hoy estamos en la etapa de profundizar más algunos proyectos.


Entre los avances que han impulsado en el sector destaca la caracterización que realizaron de la madera de Pino radiata, a partir de lo cual se generaron cambios a la normativa existente en torno a su utilización. ¿Están trabajando en promover la actualización de esa u otra normativa para el sector?

A través de Madera21 estamos haciendo un esfuerzo importante en materia de edificación en altura. Hoy en Chile la normativa estructural vigente es muy castigadora de la madera. Esto se debe a que está hecha para el hormigón, material que al producirse un sismo tiene que oscilar poco porque si no colapsa, sin embargo, la madera se puede mover mucho sin que esto pase. Para ello formamos un equipo de trabajo al alero de Madera21 en que participan varias empresas -Arauco, CMPC, Luisiana Pacific, Argenta, JCE y el grupo Pizarreño- que lleva adelante un proyecto de investigación a cinco años que se encarga de generar todas las normativas y elementos necesarios para la construcción de madera de mediana altura, es decir, de 4 a 6 pisos. Esta labor partió el año pasado y nace de las necesidades que visualizamos varias compañías, a quienes se sumó la Universidad Católica con las facultades de Arquitectura, Diseño, Ingeniería y Construcción.


La sustentabilidad se ha instaurado como una preocupación transversal a todo tipo de industrias. ¿Qué avances han logrado en esta materia y de qué manera el sector forestal puede contribuir a mejorar los índices de sustentabilidad de empresas de otras áreas?
La madera es el material del futuro: es natural, renovable y captura CO2. A modo de ejemplo, un metro cúbico de madera captura una tonelada de CO2. Un metro cúbico de hormigón emite a la atmósfera en su fabricación una tonelada de CO2, por lo tanto, la madera es el único material de construcción que hace un aporte real a evitar o retardar el calentamiento global. En materia de sustentabilidad cada compañía del sector tiene su propia estrategia, pero la industria forestal está con las últimas certificaciones y va a la vanguardia. Lo que nos interesa como Madera21 es que los productos que llegan a la construcción cumplan la norma para la cual fueron diseñados, por lo que trabajamos hace unos años en un proyecto con varios fabricantes para rotular la madera. Hoy se encuentra en manos del gobierno a la espera de que sea decreto.


¿Qué otros desafíos se han planteado para el corto, mediano y largo?

Lo principal es que se construya más en madera para lo cual se debe desarrollar una industria secundaria especializada en entregar soluciones constructivas eficientes para que esto suceda.


¿Cuál es su visión a futuro del uso de la madera?, ¿tienen algún país como referente?

Creemos que están dadas las condiciones para acelerar el desarrollo de la construcción en madera en Chile. Para esto tenemos varios referentes: Australia y Nueva Zelanda construyen con una materia prima muy similar a la nuestra, por otro lado está Estados Unidos que usa otro tipo de madera bastante parecida, o Canadá y países del norte de Europa, donde la condición climática es extrema, por lo que la construcción en madera es la mejor solución para tener un hábitat confortable en cuanto a aislación, sistemas acústicos y térmicos. Hemos aprendido de todos esos países para ir aplicándolo y desarrollar un modelo propio para Chile, que tiene distintos climas.
Madera21 es responsable de los concursos de arquitectura y diseño en madera, así como de dos concursos más.


¿Cuál es el objetivo, cómo ha sido la evolución y qué se espera lograr hacia adelante?

El primer certamen que se creó fue el concurso de arquitectura, del cual estamos orgullosos porque por él han pasado entre 2.500 y 3.000 estudiantes. Hoy son profesionales y, sin duda, ese contacto con la madera les da confianza para trabajar con ese material. Luego se creó el concurso de diseño, donde nuestro objetivo está en que Chile genere una oferta en diseño con Pino radiata con valor agregado. El tercer concurso es el de ingeniería, donde el foco apunta a que los ingenieros estudien la madera, por lo que la principal meta es que las universidades incorporen la carrera de cálculo estructural. Finalmente se encuentra el concurso de innovación, donde al igual que en los demás certámenes, queremos que los profesionales vean en estos eventos una inspiración para trabajar con este material.


Hace unos años Madera21 comenzó a organizar la Semana de la Madera, ¿cuál es el objetivo de esta instancia, cómo se evalúa después de 3 versiones y cuál es su planteamiento a futuro?

La Semana de la Madera busca destacar a este material como un elemento renovable, de grandes ventajas y beneficios para una diversidad de productos y aplicaciones, incluyendo edificación sustentable, industrializada y diseño. Se plantea como un punto de encuentro nacional en torno a la creación e innovación en madera en Chile, trayendo consigo una gran oportunidad para el trabajo presente y futuro de jóvenes profesionales. Esta iniciativa la queremos ampliar cada vez más al público para mostrar la empatía de la madera. Este es el material del sigo XXI sin duda, con el concepto de material renovable, que encaja perfectamente en este nuevo concepto de economía circular.

Término genérico para una economía industrial que es, por diseño o intención, reparadora. El término abarca más allá de la producción y consumo de bienes y servicios, pues incluye un cambio de combustibles fósiles a la utilización de energías renovables y el papel de la diversidad como una característica de los sistemas resistentes y productivos.

Entrevista fuente original: http://www.lignum.cl/2015/04/07/francisco-lozano-la-madera-es-el-material-del-futuro/